Este cuento uno muy divertido para los niños, nos permite integrar valores como respetar las diferencias en los demás, aceptarnos como somos, aprender los colores, conocer sobre los animales mamíferos, los que pueden estar en el zoológico o la selva y muchas cosas más.  Para hacer esta manualidad usamos la parte de atrás de afiches que ya no ibamos a usar más.  Hoy día se publican infinidad de afiches que muy pronto van a la basura y que pueden usarse y son mejores que la cartulina que nos venden en las tiendas.  Aprovecha este recurso y recicla el mismo; el proyecto queda muy bonito. Mira y verás…

Anuncios